Cuenca Rural

Domingo, 20 de Abril de 2014
Registro
Recuperar Clave Registrarse
Usted se encuentra en: Ganadería Porcinos Archivo de Ganadería, Porcinos
Búsqueda personalizada
Despejado
17°C Despejado
Buenos AiresCambiar
Elige Ciudad

Ganadería | Porcinos

Evaluación de torta de palmiste (Elaeis guineensis) en la alimentación de cerdos de ceba

Porcinos

La producción de cerdos en el Departamento de Nariño, se lleva a cabo en pequeñas explotaciones campesinas, siendo de complemento para otras actividades agropecuarias con bajos parámetros productivos y reproductivos, donde la alimentación representa el 80% de los costos. La torta de palmiste subproducto industrial de la palma africana (Elaeis guineensis) es un material disponible en esta zona.

Compartir nota Compartir nota Enviar esta nota por mailEnviar nota Imprimir notaImprimir nota Agrandar el tamaño del texto Ampliar texto Disminuir el tamaño del textoDisminuir texto
Enviar la noticia por e-mail


Viernes 04.07.2008Resumen

La producción de cerdos en el Departamento de Nariño, se lleva a cabo en pequeñas explotaciones campesinas, siendo de complemento para otras actividades agropecuarias con bajos parámetros productivos y reproductivos, donde la alimentación representa el 80% de los costos.

La torta de palmiste subproducto industrial de la palma africana (Elaeis guineensis) es un material disponible en esta zona, que ofrece una alternativa de uso en la alimentación de cerdos en finalizaciónpara bajar costos de producción.

En el presente trabajo se utilizaron 18 cerdos cruzados de las razas Yorkshire-Pietrain, de 4.5 meses y un peso aproximad de 55 kg. El objetivo fue evaluar la respuesta de tres niveles de torta de palmiste distribuidos en tres tratamientos (T1 = 0, T2 = 10 y T3 = 20%) en dietas para cerdos en fase de finalización, sobre: consumo de alimento, ganancia de peso, conversión alimenticia, espesor de grasa dorsal, análisis de costo parcial, y rendimiento en canal.

El periodo experimental fue de 60 días en los cuales se suministró las dietas diariamente a voluntad en una sola ración diaria, previo un periodo de acostumbramiento de 7 días, al día 61 se sacrific ó los animales para la determinación del rendimiento en canal.

No se encontró diferencias significativas (P>0.05) para las variables consumo de alimento (animal/día), ganancia de peso diaria y conversión alimenticia, con valores promedios para los tres tratamientos de (2.4 kg, 569.9 g y 4.2) respectivamente, estos valores son inferiores de acuerdo a lo reportado por otros autores al trabajar con materias primas no convencionales en dietas para cerdos, considerando que el animal consume hasta llenar los requerimientos de energía.

Se justificó este menor consumo de alimento por el nivel alto de energía de las dietas evaluadas (con un valor promedio de 3.83 Mcal/k de energía digestible); para la variable espesor de grasa dorsal, se encontró diferencias significativas (P<0.05) siendo mayor para los tratamientos T3 y T2 con valores de 22.4 y 21.9 mm respectivamente y menor para le T1 con un valor de 20.7 mm, observando que las dietas con niveles altos de fibra (T3 = 19.84, y T2 = 13.36 %) están relacionadas con un mayor acumulación de grasa en el tejido adiposo.

Posiblemente debido a la mayor producción de ácidos grasos volátiles (AGV), producto de la fermentación a nivel de ciego y cólon y su posterior absorción a sangre para la síntesis de glucosa. La relación costo/beneficio, fue mejor para el T3 con $1.78, seguida por T2 con $1.59 y menor para el T1 con $1.61.

Considerando desde el punto de vista económico y nutricional, la utilización de la torta de palmiste, surge como una alternativa como fuente energé- tica principalmente para bajar los costos de producción de explotaciones porcinas de baja tecnología.

El rendimiento en canal fue similar para los tratamientos con valor promedio de 75.1% considerado un valor aceptable para explotaciones de baja tecnificación, pero inferior al compara con explotaciones tecnificadas que es mayor del 80%.

Introducción

La producción de cerdos en el Depar tamento de Nariño, se lleva a cabo en pequeñas explotaciones campesinas, siendo de complemento para otras actividades agropecuarias, con bajos parámetros productivos y reproductivos.

Debido a una serie de deficiencias como la alimentación y genética entre otras, donde la alimentación representa mas del 70% de los costos de producci ón y en relación a esto, los componentes energ éticos y proteicos (aminoácidos) son los que representan los costo mas alto en la elaboración de dietas.

La crisis económica que atraviesa el sector agropecuario, hace pensar en la búsqueda de nuevas alternativas de producción, haciendo énfasis sobre la utilización de los subproductos agropecuarios en la alimentación animal, tal es el caso de la torta de palmiste que es una fuente alimenticia no convencional disponible en diferentes zonas del país, dedicadas a la explotación de la Palma de aceite (Elaeis guineensis).

Por ser una fuente nutricional con considerable aporte de proteína y energía es comúnmente usada en la preparación de alimento para animales, especialmente para rumiantes, como también en la alimentación de cerdos y aves por familias campesinas de la zona.

La posibilidad de aumentar la producción porcina en pequeñas explotaciones, son factibles, mediante mejoras en la eficiencia de producción, más que con incrementos en la población animal, por tanto en este empeño, la disponibilidad de alimentos constituye el obstáculo más importante en este tipo de explotaciones, donde la existencia de recursos alimenticios no convencionales en estas zonas son factibles de utilización en la alimentación de cerdos.

Siendo importante su análisis químico, puesto que las materias primas n convencionales son productos poco estudiados, desde el punto de vista nutricional por lo que se puede correr el riesgo de incurrir en un desbalance de nutrientes, cuando se trata de reemplazar las dietas convencionales.

Por otra parte, se ha considerado al cerdo como el animal que posee las mejores capacidades para digerir y transformar los productos y subproductos agropecuarios en carne debido a su poder de asimilación y sus características omnívoras, comparado con otras especies, permitiendo la utilización de subproductos tanto de origen animal como vegetal.

Nariño es un Departamento que tiene condiciones favorables par la producción de materias primas y subproductos agropecuarios, los cuales pueden ser utilizados en la alimentación animal, una muestra de ello, es la obtención de torta de palmiste a partir de la industrializaci ón de la palma de aceite (Elaeis guineensis), en la zona occidental, en la costa pacífica.

La torta de palmiste es un subproducto de la extracción de aceite del palmiste, el palmiste es la almendra contenida dentro del fruto de la palma aceitera o palma africana (Elaeis guineensis) que se obtiene por extracción mecánica o con solventes (Palmas de Tumaco, 1999 Conversaci ón personal).

El objeto del presente trabajo fue evaluar la torta de palmiste en diferentes niveles como una alternativa nutricional para la alimentación de cerdos en fase de ceba, considerando que una de las principales limitaciones para el desarroll de la producción en pequeñas explotaciones de cerdos es el alto costo, debido aquel uso de granos de cereales y concentrados comerciales resulta muy costosa e insostenible para el pequeño productor.

Localización

La investigación se llevo a cabo en las instalaciones de la Universidad de Nariño, en la granja experimental Botana, a 7 km de la ciudad de Pasto, vía al sur, con una temperatura promedio de 120C, altura de 2800 msnm y una precipitación anual de 967 mm* MÉTODO • Instalaciones y equipos: Se utilizaron 9 corrales con piso de cemento, paredes de ladrillo, divisiones en madera y techo de asbesto cemento, cada corral contó con su respectivo comedero y agua a voluntad mediante bebederos automáticos.

El área para cada animal fue de 1.2m2. Los equipos adicionales que se utilizaron fueron: 2 básculas (capacidad 300 y 30 kg), un molino de martillo, una mezcladora e implementos de aseo y accesorios.

Animales

Se utilizaron 18 cerdos cruzados de las razas Yorkshire-Pietrain, de aproximadamente 4.5 meses de edad, con un peso inicial de 55 kg, procedentes de la granja experimental Botana de la Universidad de Nariño. •

Dietas experimentales y alimentación

Las dietas se elaboraron en la granja Experimental Botana, teniendo en cuenta los requerimientos nutricionales para los cerdos en fase de acabado (Tabla 1) y al realizar el análisis bromatológico de las dieta (Tabla 1) se observó un incremento en la fibra y energía para todos los tratamientos.

Se evaluaron tres dietas experimentales (tratamientos) para cerdos en fase de finalización, con tres niveles de torta de palmiste (T1= 0, T2= 10 y T3= 20%). Las dietas fueron isoproteicas e isoenergéticas.

En la Tabla 1, se indica los componentes de la dieta, balance nutricional y el análisis bromatológico de las tres dietas experimentales. La torta de palmiste se suministró molido y sin ningún tipo de aditivo, precedente de Palmeiras Tumaco (Nar); la harina de pollo es un subproducto avícola elaborado a base de vísceras, plumas y sangre, precedente de la granja indica la composición química de las materias primas utilizadas en las dietas.

Tabla 1: Componentes, balance y análisis bromatológico* de dietas experimentales para cerdos en fase de ceba en materia seca.

Matreria prima T1
T2
T3
Trigo
79.8
70.0
59.9
T.palmiste0.0
10.0
20.0
H. de soja
4.2
4.0
3.7
H. de pollo
2.2
2.0
1.9
Melaza
9.0
9.0
9.0
H. de huesos
1.2
1.2
1.2
Premezcla Vit-min
0.3
0.3
0.3
NaCl
0.5
0.5
0.5
Grasa
2.8
3.0
3.5
Total
100.0
100.0
100.0
Balance dieta
Proteina
13.0
13.0
13.0
E.D Mcal/kg
3.404
3.404
3.393
Fibra, %
2.73
5.8
8.1
Calcio, %
0.57
0.54
0.60
Fósforo; %
0.57
0.53
0.53
Lisima, %
0.46
0.55
0.55
Metionina, %
0.30
0.30
0.29
Met+Cistina, %
0.44
0.45
0.48
Triptófano, %
0.18
0.18
0.18
Análisis bromatológico
Humedad, %
11.85
11.91
11.02
Proteina, %
13.42
13.08
13.29
E.D., Mcal/kg
3.770
3.850
3.880
Fibra cruda, %
10.89
13.36
19.84
E. E., %
3.52
3.88
4.39
Ceniza, %
4.38
4.47
4.95
E. N. N., %
55.94
53.30
46.51
Calcio, %
0.52
0.56
0.52
Fósforo, %
0.54
0.57
0.63

T1, con 0.0% de torta de palmaste; T2, con % de Torta de palmaste; y T3, con 20% de torta de palmaste.

Periodo experimental

El periodo experimental fué de 60 días, previo un periodo de acostumbramiento de 7 días, para que los animales se adaptaran a la dieta experimental, se tomaron los pesos antes y después de periodo de acostumbramiento al igual que al final del periodo experimental. Se suministró el alimento una vez por día, el cual se pesó antes de suministrarlo y al final del día se pesó el alimento rechazado.

El suministro de alimento se realizó, teniendo en cuenta el plan de alimentación del programa procícola de la Universidad de Nariño en la Granja Experimental Botana.

Al día 61 los animales se sacrificaron en la planta de carnes de la Universidad de Nariño, ubicada en la Granja Experimental Botana, para la determinación de rendimiento en canal. El proceso de sacrificio y faenado se realizó de acuerdo a la técnica utilizada en la planta de sacrificio.

Diseño experimental y ánalisis estadídtico

Se utilizó un diseño en bloques completos al azar, con tres tratamientos y tres repeticiones por tratamiento y cada repetición con dos animales en su respectivo corral como unidad experimental.

Se empleó el siguiente modelo estadístico: Yij = µ + Ti + Bj + Eij Donde: Yij, el valor observado en la unidad experimental relativa al tratamiento i en el bloque j; µ, la media poblacional; Ti, efecto debido al tratamiento i; Bj, efecto debido al bloque j; y Eij, efecto debido a los factores no controlados. Se realizó un análisis de varianza para verificar la igualdad o diferencia estadística del efecto de los tratamientos y la prueba de Tukey par detectar el mejor tratamiento.

Tabla 2: Composición química de materias primas utilizadas en las diferentes dietas

Materia prima Proteina %
E. D. kcal/kg
Fibra %
Calcio %
Fósforo %
Lisina %
Metionina %
Met+Cist
Triptofano %
Trigo1
12.0
3400
3.0
0.10
0.12
0.31
0.20
0.42
0.18
T. palmiste
14.0
3230
30.0
0.24
0.66
0.66
0.33
0.70
0.20
T.de soya1
48.0
3500
5.50

0.22

3.00
3.00
0.68
1.37
0.51
H. de pollo1
56.0
4000
2.60
0.18
2.33
2.33
0.84
2.30
0.39
Meñaza3
2.10
2500
0.50
0.60
--
--
--
--
--
H. de hueso3
--
--
--
--
17.0
17.0
--
--
--
Grasa3
--
8000
--
--
--
--
--
--
--

Tabla 3: Suministro de alimento para cerdos en la fase de ceba en relación a su pes vivo.

Rango del peso vivo (kg) Cantidad de alimento (kg)
50-60
2.73
61-70
3.01
71-80
3.23
81-90
3.41
91-100
3.60

Fuente: U. de Nariño, programa porcinos (1999)

Variables evaluadas

Se evaluaron las siguientes variables: Consumo de alimento: A cada tratamiento se le determinó el consumo diario de alimento, mediante la diferencia entre el alimento suministrado y rechazado diariamente, durante todo el periodo experimental.

•Ganancia diaria de peso: Se determinó por diferencia entre el peso final y el peso inicial de la fase experimental, dividido entre el número de días del periodo experimental, mediante la ecuación.

Conversión alimenticia (CA), Se midió la relación del alimento consumido por cada bloque sobre la ganancia de peso de cada bloque, obteniendo así el promedio de cada tratamiento, mediante la siguiente formula: CA = Consumo de alimento/Ganancia peso Espesor grasa dorsal: Se midió al final del periodo experimental.

Se ajustó esta variable a 90 kg de peso vivo, y se utilizó el método manual [1], en siguiente manera: 1) se peso los animales; 2) se realizaron tres incisiones con bisturí perpendicular a la línea media dorsal de 1.5 a 2.0 cm de profundidad (a nivel de la primera costilla, la ultima costilla y a nivel de la tuberosidad isquiática); 3) posteriormente se introdujó la regla de Haces a través del corte de la piel y profundizó en dirección hacia el centro del cuerpo del cerdo.

Esforzó y penetró la regla a través de la grasa hasta encontrar resistencia de la masa muscular para luego tomar la lectura indicada en la regla de Haces; y 4) se ajustó el valor de acuerdo al peso del animal, multiplicando por el factor de corrección (Tabla 4) correspondiente al peso vivo de los animales al momento de la lectura, utilizando la siguiente fórmula:


Donde: PV, peso vivo; m, sumatoria de las muestras por animal; FC, factor de corrección; y n, numero de datos • Análisis económico: Se determinó mediante la metodología de costo/beneficio, par lo cual se tuvo en cuenta el valor del incremento de peso y el costo del alimento consumido para cada tratamiento durante el periodo experimental. •

Rendimiento en canal: Se determinó mediante la relación del peso en canal y el peso vivo en pie del animal, expresando en porcentaje.

Entendiendo como canal porcina el cuerpo del animal después de desangrado, depilado y eviscerado, despojado de la lengua, genitales con la grasa pélvica renal, riñones y diafragma [7], para el cálculo se aplicó la siguiente formula:

Por dificultades en la comercialización, no se sacrificaron todos los animales en un mismo día. Por tanto, se tuvo que seleccionar al azar, un animal por cada tratamiento para el cálculo de esta variable y por consiguiente se tomo este valor como referencia ya que no se pudo hacer el análisis estadístico para esta variable.

Tabla 4: Factor de corrección para expresar el espesor de grasa dorsal en cerdos vivos ajustados a 90 kg de peso [1]

Peso vivo (kg) F. C.
Peso vivo (kg)
F.C
78.85
1.070
92.25
0.987
81.60
1056
94.50
0.974
83.25
1.043
96.75
0.961
85.50 1.023
99.60
0.959
87.75
1.014
101.25
0.953
90.00
1.000
103.50
0.951

Resultados

Consumo de Alimento

El consumo promedio por animal/día para los diferentes tratamientos no presentó diferencias significativas (P> 0.05), siendo de 2.64, 2.38 y 2.15 kg, para los tratamientos T1, T2 y T3 respectivamente (Tabla 5), garantizando el suministro de nutrientes para todos los tratamientos.

Valores similares fueron encontrados [8] al trabajar con cerdos en finalización con un consumo promedio día/animal de 2.5 kg, donde se sustituyó parcialmente la torta de soya por hoja de calabaza; pero valores inferiores a lo estipulado por la Asociación Colombiana de Porcicultores (ACP) estableciendo un consumo promedio de 2.82 kg para animales entre 50 y 95 kg de peso vivo.

El nivel máximo de fibra en el tratamiento T3 (19.8%) y T2 (13.3%) no fue una factor determinante en el consumo total, comparado con el nivel mínimo de 10.9% del T1, con valores para el (T1 158.9, T2 142.9 Y T3 129.1 kg) (Tabla 3).

La fibra en los alimentos significa menos problemas gastrointestinales si se trabaja con cerdos adultos [9], y además establece que la fibra permite a los animales estar más satisfechos (volumen), favoreciendo la salud, evitando ulceras con los movimientos gástricos [10].

Según esta investigación los cerdos en finalización toleran niveles altos de fibra hasta el 19.8%, sin generar problemas digestivos o de salud, contrario a lo encontrado en teoría, donde [5, 11] consideran que el cerdo tiene una capacidad limitada para el uso de fibra por su condición de monogastrico, Según la Nacional Research Council.

Necesidades (NRC) [12], en producción de cerdos, la energía y la proteína son los nutrimentos claves para un adecuado mantenimiento, crecimiento, y reproducción.

Las dietas suministradas presentaron niveles adecuados de proteína (13.3 % en promedio para los tratamientos) de acuerdo a lo recomendado esta entre 12 y 14% [13], pero con un ligero incremento en contenido de energía, con un valor promedio para los tratamientos de 3.83 Mkcal/kg (Tabla 3), que teniendo en cuenta los rangos normales para la alimentación de cerdos para esta fase [13] están entre 3.20 a 3.40 Mkcal/kg en energía digestible.

Teniendo en cuenta que el consumo de alimento esta en relación directa con el contenido de energía, [14] determinó que los animales tienden a consumir menos una dieta con contenidos altos en energía que una que se encuentre equilibrada energéticamente.

Se llega a la conclusión que los animales consumen hasta llenar los requerimientos de energía ya que el menor consumo encontrado en esta investigación (2.4 kg/animal/día) comparado con los estándares normales de la Asociación Colombianade Porcicultores (2.8 kg/animal/día) se pudo ver limitado por el alto contenido de energía de las dietas evaluadas 3.83 Mkcal/kg de E.D. donde el animal consumió hasta llenar sus requerimientos de energía.

Ganancia diaria

Respecto a la ganancia diaria promedio de peso durante el periodo experimental, no se encontraron diferencias significativas (P>0.05) con un promedio para todos los tratamientos de 569.2 g (Tabla 5), indicando que no hubo un efecto significativo en la ganancia diaria, de las dietas que contenía torta de palmiste respecto al testigo.

Pero siendo estos valores inferiores a las reportados por varios autores al evaluar diferentes materias primas no convencionales como por ejemplo [15], al trabajar con Quinua (Chenopodium quinoe) como suplemento proteico en la alimentación de cerdos en etapa de finalización reportando una ganancia promedio de 707 g/día; trabajos realizados en calabaza como suplemento proteico [8], reportó valores promedios de ganancia diaria de 611,2 g; y [16] encontró ganancias de peso/ día entre 600 y 791 g al trabajar con semilla de algodón con un nivel del 15% de proteína y 10% de fibra.

Esta menor ganancia de peso obtenida frente a otros autores, pudo estar asociado a dos factores: 1) la fibra afecta la disponibilidad de la proteína [18], indispensable para la síntesis de tejido magro; y 2) El ligero incremento de energía suministrado en los diferentes tratamientos de 433 kcal/kg de acuerdo al análisis bromatológico menos el balance de la dieta (Tabla 1).

Que de acuerdo a lo recomendado para esta fase [1, 9], presento una relación amplia respecto al suministro de proteína, resultando en una menor ganancia de peso, y considerando el efecto que tiene la energía en relación al consumo, además, se reporta, que la ganancia de peso con relación a la energía consumida, depende grandemente de la eficiencia con que el cerdo utiliza el alimento, lo cual esta influenciado por la concentración de energía y el balance de nutrientes y afectando el consumo diario de alimento [15].

Conversión alimenticia

No se encontraron diferencias significativas (P>0.05) entre los tratamientos para esta variable con un promedio de 4.2 para los tres tratamientos (Tabla 5). Teniendo en cuenta que esta variable esta relacionada con el consumo de alimento y ganancia diaria, que también no presentaron diferencias significativas.

Valores similares de conversión (4.1) encontró [8] al sustituir harina de hoja de calabaza por torta de Soya; al igual [17] reportan un valor para este parámetro de 3.9 al trabajar con subproductos agrícolas en la alimentación de cerdos en la fase de finalización.

Demostrando que al trabajar con ciertas materias primas no convensionaels no alcanza los niveles encontrados al trabajar con balanceados comerciales [13], donde la conversión esta en 3.0.

Teniendo en cuenta, que esta menor conversión encontrada en esta investigación respecto a ACP, estuvo limitada por el menor consumo de alimento de acuerdo a lo establecido para esta fase, determinado por el alto contenido de energía y en cierta medida el contenido de fibra afecto la disponibilidad de proteína alimenticia [18], viéndose reflejado en una menor ganancia de peso.

Espesor de la grasa dorsal: Se encontraron diferencias estadísticas significativas (P<0.05) entre los tratamientos T y T2 respecto al T1 con un valor de (22.4, 21.9 y 20.7 mm respectivamente). Las medias de los tratamientos T2 y T3 no difieren entre sí, pero siendo mayor respecto al testigo.

Que a pesar de contener igual cantidad de energía (Tabla 3), pero con un alto contenido de fibra pudo estar relacionado con el incremento de grasa dorsal, donde la fibra tiene participación activa en la fermentación a nivel de ciego, produciendo ácidos grasos volátiles [19, 20, 21 ], que son absorbidos a nivel portal y son fuente adicional en la síntesis de glucosa para el animal [21], y la energía en exceso después de usar la energía de mantenimiento y crecimiento, el animal la acumuló o depositó en forma de grasa en tejido epitelial, considerando que la fibra de la torta de palmiste contribuyo en la formación de grasa.

Estos valores de espesor de grasa dorsal obtenidos en esta investigación, son mayores a los presentados para diferentes líneas de cerdos [9] con valores promedio de 20.0 mm. Teniendo en cuenta que la genética animal y la calidad del alimento tienen una relación directa con el espesor de grasa dorsal.

Por tanto, al considerar que los animales utilizados fueron cruces (mestizos) y la base alimenticia son fuentes no convencionales de limitada calidad en especial por su contenido de fibra, que incrementó los valores de energía.

Revelando que la calidad de las materias primas y el balance de las dietas para cerdos es de importancia a la hora de formular dietas para cerdos. Donde la torta de palmiste ofrece una alternativa para su utilización, como fuentes no convencionales en la producción animal, bajo la salvedad de su contenido de fibra y energía, siendo necesaria diferenciar en el aná- lisis bromatológico la fibra digestible y la fibra no digestible [20, 21] en la formulación de dietas para monogastricos.

Análisis de costos

La relación costo/beneficio, para el tratamiento T1 fue de $1.61, para el T2 de $1.59 y de $1.78 para el T3, indicando que por cada peso invertido se obtuvo un beneficio de ($0.61, $0.59 y $0.78 respectivamente) (Tabla 6).

Encontrando que el tratamiento T3 presentó el mejor resultado para esta variable. Se explica esto por: el menor precio del kg de la dieta de $403.7 comparada con $412.8 y $426.7 para los tratamientos T2 y T3 respectivamente (Tabla 6); y el menor consumo total de alimento para el tratamiento T3 (129.1 kg) en relación al T2 y T1 de (142.9 y 158.9 kg respectivamente) (Tabla 5).

Rendimiento en canal: A pesar que no se hizo el análisis estadístico para esta variable, los rendimientos en canal obtenidos para los diferentes tratamientos fueron (T1, 73.9%; T2, 75.4%; y T3, 76.1 %), con un promedio de 75.8% para las canales de los animales que en su dieta fue incorporada torta de palmiste (Tabla 7).

Mejores rendimientos encontró [17] en canal de cerdos con 103.23 kg de peso vivo, con un peso en canal de 81.72 kg para un rendimiento en canal de 79.16%, al
igual a lo encontrado en explotaciones tecnificadas con un 80% [1].

Tabla 5: Rendimiento promedio de cerdos en fase de ceba alimentados con torta de palmiste

Variable T1
T2
T3
Promedio tratamiento
Duración periodo/dias
60.0
60.0
60.0
60.0
Peso inicial kg
56.3
60.8
57.6
58.2
Peso final kg
94.0
93.2
89.7
92.3
Consumo total/animal kg
158.9a
142.9a
129.1a
143.7
Consumo dia/animal kg
2.6a
2.4a
32.2a
34,1
Incremento peso kg
37.7a
32.4a
32.2a
34,1
Ganancia peso/animal/dia g
627.2a
540.5a
536.8a
569,2
Conversión alimenticia 4.2a
4.4a
4.0a
4,2
Espesor grasa dorsal mm
20.7c
21.9b
22.4a
21.7

* Valores medios con diferente letra, difieren significativamente. (P<0.05) y valores medios con similar letra no difieren significativamente (P>0.05).

Tabla 6: Determinación costos/beneficios por tratamiento en cerdos en fase de ceba alimentados con diferentes niveles de torta de palmiste.*

Materia prima Costo materia prima
Costo total tratamiento ($)
  T1
T2
T3
Trigo
350.00
27930.00
24500.00
20965.00
Torta de soya
700.00
2940.00
2800.00
2590.00
Torta de palmiste
190.00
0.00
1900.00
3800.00
Harina de pollo
600.00
1320.00
1200.00
1140.00
Meleza
220.00
19803.00
1980.00
1980.00
H. de hueso
50.00
600.00
600.00
600.00
Premezcla Vit/min
7000.00
2100.00
2100.00
2100.00
Grasa
2000.00
5600.00
6000.00
7000.00
Valor kg/dieta
 426.70
412.80
403.70
Consumo total kg
 158.92
142.85
129.11
Valor alimento consumido
 67811.16
58968.48
52121.71
Incremento de peso, kg
 37.66
32.43
32.15
Valor kg/cerdo/pie
 2900.00
2900.00
2900.00
Beneficio económico, $
 190214.00
94047.00
93235.00
Relación costo/beneficio  1.61
1.59
1.78

* Precios en la Ciudad de Pasto (Nariño) a diciembre de 1999

Tabla 7: Rendimiento en canal en cerdos alimentados con diferentes niveles de torta de palmiste*

Detalle T1
T2
T3

 Peso kg
Rendimiento %
Peso kg
Rendimiento %
Peso kg
Rendimiento %
Promedio %
Viceras blancas
11.84
10.86
10.65
9.95
10.35
10.35
10.39
Viceras rojas
9.62
8.82
8.85
8.28
7.23
7.23
8.11
Sangre
4.82
4.42
4.50
4.20
4.27
4.27
4.30
Pelos y cascos
0.80
0.73
0.80
0.75
0.75
0.75
0.74
Descartes
1.35
1.29
1.5
1.40
1.30
1.30
1.33
Peso canal
90.60
73.90
80.70
75.40
76.10
76.10
75.13
Peso vivo
109.00
100.00
107.00
100.00
100.00
100.00
100.00

Conclusiones

La utilización de la torta de palmiste, en niveles inferiores al 20% se constituye en una alternativa viable para la alimentación de cerdos en finalización.

El consumo deproteína y energía estuvo garantizado para todos los tratamientos en la misma cantidad para todos los tratamientos, destacando que el consumo estuvo determinado por el nivel de energía en la ración, ya que el animal consume hasta llenar sus requerimientos de energía.

Apreciando que la ganancia diaria de peso en cerdos, estuvo en relación indirecta con el contenido de fibra de la dieta. Siendo la fibra un factor nutricional que en cierta medida limita la disponibilidad de la proteína, afectando el crecimiento.•

Se encontró que el nivel de fibra esta en relación directa con el nivel de grasa, donde animales alimentados con altos niveles de fibra (T3, 19.84%) fueron los que mayor espesor de grasa dorsal presentando valores de 22.4 mm.

Por consiguiente, la fibra un compuesto característico de dietas no convencionales debe tenerse en cuenta a la hora de balancea energía en la dieta para cerdos, pudiendo diferenciar entre fibra diferible y no digerible como Fibra detergente neutra (FDN) y Fibra detergente acida (FDA).

Por tanto niveles del 13.36 y 19.84% considerados altos en fibra en la dieta, incrementa los depósitos de grasa en cerdo produciendo un cerdo no magro, poco aceptado en el mercado. • Los cerdos en fase de finalización toleran niveles altos de fibra (10.89, 13.36 y 19.84%) en la dieta, sin presentar problemas digestivos y de salud. •

A pesar de no encontrar diferencias estadísticas significativas (P>0.05) en las variables consumo de alimento kg/día, ganancia g/animal/día y conversión alimenticia, la eficiencia costo/beneficio se vio favorecida para el tratamiento T3 con (0.78), indicando que por cada peso invertido hay un beneficio de $0.78, siendo mayor respecto al tratamiento testigo T1 (0.61) y al T2 (0.59). Siendo el consumo total del periodo y el valor del kg de cada dieta determinantes a la hora de determinar la relación costo/beneficio.

Donde la incorporación del 20% de torta de palmiste en dietas para cerdos en fase de finalización, es una buena alternativa para solucionar en parte el alto costo de las dietas en pequeñas explotaciones porcinas. No obstante se deben adelantar estudios de digestibilidad in situ de la fibra de la torta de palmiste que ayuden a comprender su importancia como fuente energética.

1Arturo Samuel Gomez; 2Carlos Iban Benavides; 2Claudia Milena Diaz
1 Zootecnista, Especialista en Docencia Universitaria, C_ M.S.c. Ciencias Agrarias, producción animal tropical, Universidad de Nariño, asgomezi@yahoo.com
2 Zootecnista. Universidad de Nariño.
Facultad de Ciencias Agropecuarias

Ingresar Comentario

Newsletter Cocina de Historias y Recuerdos

Audios

Ver Archivo de Audios Últimos audios Wap Cuenca Rural

Encuesta

¿Que daños causados por ROEDORES encuentra con frecuencia?

Ver resultados

Otras Encuestas

Búsqueda personalizada
Archivo CuencaRural Desarrollado por Osmosis
Copyright © 2008 www.cuencarural.com - Todos los derechos reservados.